caseta para perros

Consejos para comprar una caseta de perro

Si tu perro hace vida en el jardín de casa es necesario ofrecerle una caseta para perros que se adapte a sus necesidades y le permita descansar.

¿Tu perro hace su vida en el jardín de casa? Está claro que necesitará una caseta donde resguardarse, dormir o descansar y para ello, la elección de una buena caseta es fundamental para su calidad de vida.

Siempre he comentado que, el perro, como uno de los animales más sociables que existen, necesita sentir que forma parte de una manada. Cuando el perro empieza a formar parte de una familia humana necesita sentir realmente que él es un miembro más de la misma. Esta cuestión la recalcamos para aquellos propietarios que no permiten que sus perros accedan a sus viviendas por diferentes razones.

Mi recomendación siempre ha sido que el perro esté junto a su manada siempre que pueda. En aquellos casos en los que el propietario no permita que su perro duerma en la misma casa, sí es importante, al menos, que durante el día tenga acceso a la familia, nada de dejarlo aprisionado y aislado en el jardín, sin ninguna compañía más que la de los pájaros cuando se posan en los árboles. Estos perros que viven aislados están tristes, sufren depresiones y ansiedad. Por eso, si tomas la decisión de que el perro tenga su espacio en el jardín, al menos ten en cuenta que durante el día y siempre que estéis en casa, pase con vosotros todo ese tiempo en compañía.

Una vez dicho esto, el perro necesita una zona exclusiva para él, donde la caseta para perros es la principal protagonista. Antes de adquirir cualquier caseta, debemos tener clara la zona donde ubicarla. Aunque parezca una tontería, de su ubicación dependerá de que tu perro esté mejor o peor aclimatado y más o menos a gusto. Para empezar observa a tu perro: ¿dónde suele descansar? Los perros suelen tener una zona favorita donde descansar en el jardín y es ahí, donde podrás ubicar la caseta.

caseta para perros

Una vez ubicado el sitio hay que estar muy pendiente de la orientación de la misma. La caseta del perro siempre debe orientarse hacia el sur, ¿por qué? Porque en invierno las corrientes de aire y viento del norte son matadores. Orientando la caseta hacia el sur procuraremos mantener la caseta resguardada del frío.

Sin embargo, antes de colocar la caseta, es importante que aísles el suelo, si es con cemento u hormigón, mejor. De lo que se trata es de evitar humedad y suciedad. Hay que evitar que se produzca barro que pueda ensuciar el interior de la caseta.

En cuanto a la caseta, puntos a tener en cuenta:

  • Mejor de madera que de plástico. ¿Por qué? Simplemente porque la madera aísla mejor, tanto el frío como el calor. Ahora bien, las casetas de plástico son más fáciles de limpiar y no necesitan tanto mantenimiento.
  • La caseta debe ser lo suficientemente grande para que el perro se sienta cómodo, pero no extremadamente grande porque no conseguimos ese microclima agradable en su interior. Lo ideal es que el perro pueda dar la vuelta en su interior sin problemas.
  • Si vives en zonas lluviosas, decántate por casetas de techo de dos aguas, mientras que si vives en zonas cálidas, con una caseta de techo plano es más que suficiente.

Una vez tenido en cuenta estas recomendaciones, ya puedes elegir con mayor facilidad en las diferentes casetas para perros que ofrecen en Animalear y sus casetas para Perros

¡Comparte!
  • 26
  • 12
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    38
    Shares

Deja un comentario