ejercicio físico para perros

¿Cuánto ejercicio necesita hacer mi perro?

ejercicio físico para perros

La falta de ejercicio físico es una de las principales razones por las que los perros presentan problemas de conducta. Si observas que en tu casa hay destrozos, tu perro no para de ladrar en todo el día, marca por todo con su orina, roe muebles, etc. estás ante un problema de ansiedad grave. La ansiedad se produce cuando la energía natural del perro no es liberada. Al no poder liberar ese nivel de energía, aparece la ansiedad y la ansiedad solo es calmada cuando se agota: si tú no le ofreces la oportunidad de realizar ejercicio físico, tu perro la agotará como pueda, normalmente, con conductas que para ti son inadecuadas.

Teniendo en cuenta esto, a la hora de saber cuánto ejercicio necesita tu perro hacer debes tener en cuenta ciertos factores:

  • La edad del perro: los perros cachorros tienen mucha energía, sin embargo, están en pleno crecimiento y desarrollo de sus huesos y articulaciones, por lo que la actividad intensa jamás es recomendable. Un cachorro necesita realizar ejercicio frecuente pero a baja intensidad. Es decir, salir a dar 5 paseos al día y jugar con algún juego que le divierta: pelota, disco volador, etc., pero no permitas que te acompañe a correr o a ir en bici si vas a hacer kilómetros. Un perro a partir de los 8 años empieza a ser anciano, por lo que la intensidad del ejercicio debe parecerse al de un cachorro, pero sin tantos juegos que puedan obligarle a hacer algún movimiento brusco. Los perros ancianos empiezan a tener problemas de artritis y artrosis, aparición de hernias, etc. por lo que el cuidado aquí es fundamental.
  • La raza del perro: investiga sobre los requerimientos físicos de la raza de tu perro. No todas las razas tienen el mismo nivel de energía. Por ejemplo, el Dálmata es uno de los perros con mayor nivel de energía, por lo que requerirá de un propietario que le aporte ejercicio físico intenso. Al otro lado, por ejemplo, encontramos al Basset Hound, un perro que apenas necesita dar dos paseos diarios y algún juego para sentirse estupendo el resto del día. Descubre la raza o cruces de razas de tu perro para conocer su exigencia física y apórtale lo que necesita.
  • La hora del día: la primera hora del día es la clave para que tu perro se comporte fenomenal el resto del día, ¿por qué? porque ha estado recargando pilas toda la noche, por lo que se levanta con una energía renovada propia de un torbellino. Si nos limitamos a sacarlo a hacer dos pipís y volverlo a casa e iros a trabajar, es lógico que a la vuelta del trabajo te encuentres con alguna que otra sorpresa en casa no muy agradable. Condensa el ejercicio físico intenso a primera hora de la mañana. Si hace falta levántate antes para poder ayudar a tu perro a quemar esa energía: ya sea corriendo, paseando a ritmo intenso o jugando en el parque buscando cuerdas o pelotas. Cuanta más energía agote más relajado se quedará el resto de la mañana. Después, tan solo tendrás que dedicarle algunas salidas más menos intensas para que acabe de pasar el día como toca: haciendo ejercicio físico y disfrutando de la vida.

Sigue estos consejos y verás grandes resultados en el comportamiento de tu perro. No solo verás que se porta mucho mejor en casa sino que su estado de ánimo también se verá reflejado, y ¡hasta físicamente!. Ya sabes lo que dicen de mente sana in corpore sano. Si tu perro es feliz, también se reflejará en su piel y en el pelo: menos problemas de piel y pelo más suave y brillante. ¿Entiendes la importancia del ejercicio físico en la vida de tu perro?

Ojalá nosotros lo entendiéramos igual. Perros y humanos viviríamos de forma equilibrada siempre.

¡Comparte!
  • 264
  • 38
  • 1
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    303
    Shares

5 Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.