Por qué un perro vomita

Por lo general, los perros son animales muy sanos.

No obstante, a veces hay perros que pueden estar enfermos y no lo parecen. Por ello, si el vómito se manifiesta, determinar su verdadera causa es crucial para la salud de la mascota. 

Existen diferentes situaciones por las que un perro podría vomitar.

Es importante reconocer estas causas y saber cuándo realmente se trata de un caso grave.

Clasificación y tipos de vómitos que pueden tener los perros

El vómito en los perros se clasifica según el tiempo que duren y también según su composición. 

Los vómitos pueden ser agudos o crónicos:

  • Agudos, cuando el perro vomita por unos días, máximo cuatro y después el vómito se detiene. 
  • Crónico, cuando son vómitos constantes y regulares. 

Tipos de vómitos en los perros:

  • Vómito bilioso: cuando ocurre la expulsión del líquido de la bilis. 
  • Vómito de alimentos: cuando come y vomita lo que comió.
  • Vómito mucoso: cuando vomita mocos. 
  • Vómito hemático: cuando el vómito es de sangre o contiene sangre. 

Otros tipos de vómitos comunes en perros son:

  • Con hierbas.
  • Color marrón.
  • Con olor a heces.
  • Entre otros.

¿Por qué un perro vomita?

Los perros pueden vomitar por diferentes motivos. 

Sufre de reflujo estomacal

Al igual que los seres humanos, los perros pueden presentar molestias estomacales debido al reflujo.

Esto es un líquido amarillento y generalmente espumoso que aparece horas después de comer.

En algunos casos esto se refiere a una producción excesiva de bilis y ácidos estomacales.

Las patologías gastrointestinales crónicas pueden ser la causa de enfermedades estomacales graves en los perros, por ello es determinante consultar al veterinario al notar algunos síntomas.

Nota: Es importante que se haga una visita al veterinario para que pueda recomendar un medicamento que pueda suministrarse a través del alimento.

Este debe administrarse según la dosis que indique su médico. 

El perro sufre de parásitos

Los parásitos son una condición que suele presentarse comúnmente en los perros cachorros, aunque también es posible en los adultos, cuando no están correctamente vacunados y desparasitados. 

Cuando el perro se encuentra infectado por pulgas, garrapatas y sufre de parvovirus o moquillo, es normal que presenten vomito.

Gastritis canina

La gastritis es una de las causas infecciosas más comunes en las mascotas. Esta se provoca por la acumulación de parásitos y protozoos en el cuerpo del perro. 

Algunos de esos parásitos pueden ser:

  • Lombrices.
  • Anquilostomas.
  • Bacterias.
  • Virus por moquillo.

Nota: Si el vómito que presenta el perro tiene sangre, puede estar ante la presencia de una úlcera estomacal. De ser así, será urgente una visita al veterinario.

Vómito por la ingesta de tóxicos

En muchos casos, los perros ingieren alimentos que encuentran en sus paseos.

En algunas ocasiones estos alimentos pueden contener sustancias tóxicas o químicas que son nocivas para su salud.

Ingesta excesiva de alimento

Ingerir demasiada comida también puede ser una causa de vómito en los perros.

Vomitar la comida es una práctica autodefensiva del estómago del perro cuando este consume demasiado alimento. 

También es posible que la mascota pueda vomitar lo consumido cuando no está acostumbrado a viajar en coche. 

Es por ello que, regular la alimentación de una mascota es necesario, de esta manera se evitan que se produzcan las molestias gastrointestinales como lo es la diarrea, entre otros.

Consumir demasiado rápido los alimentos

Los perros que son más ansiosos o son más glotones, pueden consumir su comida de una manera muy rápida.

Si se le suma que tras comer rápido, corren o realizan ejercicios físicos intensos, puede conllevar a que vomiten. 

Cambios en su alimentación

Los cambios bruscos en la alimentación pueden originar un trastorno gástrico en donde el vómito se hará presente.

Por tal razón, se recomienda que la transición hacia el nuevo alimento se haga lentamente. La alimentación del perro debe repartirse entre todo el día. 

Nota: Es importante que se siga al pie de la letra las indicaciones del veterinario para la alimentación del cachorro y el adulto mayor, de esta manera podrá tener una transición más tranquila.

Obstrucciones

En algunos casos, el perro puede presentar problemas al momento de vomitar.

Cuando el perro intenta repetidamente hacerlo y esto se acompaña con constantes arcadas, es posible que haya tragado algún objeto que se encuentre alojado en su intestino. 

Este tipo de objetos puede ser algún juguete, piedra, o incluso, un trozo de hueso.

Si el adoptante tiene la sospecha de que su mascota se ha tragado algún tipo de objeto y no es capaz de expulsarlo, debe visitar rápidamente al médico veterinario.

perro vomita

¿Qué hacer cuando un perro vomita?

Cuando un perro vomita, la primera reacción que debe tener el adoptante, es retirar la comida por un lapso de 24 horas.

La razón de hacer eso, es que posiblemente el estómago se encuentre irritado y se necesita que el perro libere cualquier alimento que tenga dentro del intestino.

Es de vital importancia realizar esta acción, ya que puede ser la clave fundamental para que la mascota se sienta mejor, más rápido.

Lo que no debe retirarse en ningún momento será el agua.

De hecho, es de vital importancia que la mascota esté hidratada.

No obstante, es importante proporcionarle liquido en pequeñas cantidades para evitar una posible gastritis y de esta forma poder frenar el vómito. 

Otra opción viable es que se le ofrezca agua con la ayuda de una jeringa para que el proceso sea menos complejo para el adoptante y la mascota.

Si transcurren 24 horas, se deberá comenzar nuevamente con la introducción de alimentos sólidos.

Una dieta blanda que sea fácil de digerir será ideal para retomar los alimentos.

Un pienso que se encuentre diseñado para este tipo de problemas puede ser una buena opción.

¿Cuándo es necesario que se acuda al veterinario si un perro vomita?

La observación es un factor fundamental para conocer el estado de salud de una mascota.

Si el perro se encuentra alegre, tiene un comportamiento normal y no cambia su forma de ser bruscamente, posiblemente pueda recuperarse pasadas las 24 horas de ayuno.

Por otra parte, es importante recordar que el principal peligro de la gastritis se debe a la deshidratación.

Es por ello que, si al eliminar el alimento los vómitos continúan, se debe acudir al médico veterinario.

Un buen truco para saber el perro tiene deshidratación, es tomar suavemente su piel y estirarla. Si esta regresa a su lugar rápidamente, indica que el perro se encuentra bien hidratado, en caso contrario, podría estar deshidratado.

Si luego de que se ha retirado la alimentación, el perro está triste y apático, bebe agua en pocas cantidades y no tiene nada de apetito, seguramente se debe a un caso de gastritis que necesita medicación para detener los vómitos.

Es importante que el adoptante observe a su mascota y reaccione para llevarlo al veterinario, si:

  • La causa del vomito es por ingesta de medicamentos.
  • Si el vómito está acompañado de diarrea.
  • Si en el vómito hay presencia de parásitos.
  • Vómito con sangre.
  • Vomita y no quieren levantarse.
  • Vómitos y colapso.
  • Encías pálidas, grises o azuladas.
  • Intento de vómito, pero no expulsa nada. 
  • Ritmo del corazón acelerado junto a los vómitos. 
  • Más de seis vómitos en un solo día. 

Es necesario que el adoptante se mantenga calmado si su perro vomita. La idea es que pueda manejar la situación. Si se manifiestan los síntomas antes mencionados es necesario acudir al médico.

Sin embargo, es importante observar al perro para poder decirle al veterinario todo lo que pasó y se pueda hacer un diagnóstico más acertado. 

Información para aportar al veterinario

El veterinario podría preguntarle al adoptante, lo siguiente:

  • ¿Cuándo inició el vómito? 
  • ¿Cuántas veces vomitó?
  • Color del vómito: ¿tenía comida, sangre o espuma?
  • ¿Vomitó después de comer o algunas horas después?
  • ¿Mantiene la misma dieta, o hay algunos cambios en su alimentación?
  • ¿Comió alguna planta o algún objeto extraño?
  • ¿El perro tiene apetito o no?
  • ¿Bebe agua con normalidad?
  • ¿El perro tiene acceso a tóxicos, basura o algún tipo de veneno?
  • ¿Hace sus necesidades normales o hay presencia de sangre o diarrea?
  • En cuanto a la personalidad del perro: ¿sigue igual o está diferente? 

Después de que el veterinario haga todas las preguntas, hará un examen físico y algunas otras pruebas adicionales en caso de que sean necesarias, para conocer la verdadera causa del vomito del perro.

Algunas pruebas extras para conocer el estado de salud del perro pueden ser: 

  • Exámenes de sangre.
  • Radiografías.
  • Análisis de la orina del perro.
  • Ultrasonido, entre otros.

Cuando el médico veterinario descubre la razón del vómito, evaluará cuál es el mejor tratamiento para el perro.

Vómito canino: situaciones normales que pueden asustar

Cuando un perro vomita, la mucosa de su estómago se irrita, esto puede venir acompañado de pequeños hilos de sangre.

Cuando eso pasa, es normal, no es una urgencia médica. Por supuesto, cuando el vómito solamente es sangre, sí es motivo de preocupación y debe atenderse lo más pronto posible.

En otras circunstancias, los adoptantes se asustan si observan un exceso de salivación y eso también es algo completamente normal.

Eso suele ocurrir por las náuseas y, por ende, el sistema digestivo no trabaja correctamente. 

¿Por qué un perro come hierba y luego vomita?

Cuando los perros comienzan a comer hierba, puede ser una señal de que algo que comieron les causó malestar estomacal. 

El consumo de césped por parte de los perros puede deberse a que necesitan limpiar su estómago.

Ansiedad y vómito en los perros

Los perros también pueden sentirse solos y sufrir de depresión y ansiedad.

La ansiedad en los perros puede ser normal y se muestra cuando se sienten solos, al destrozar objetos en el hogar.

La ansiedad en la mascota puede llevar a que el vómito se haga presente. 

El trastorno de soledad y la ansiedad, pueden controlarse con medicamentos especiales que deben ser recetados únicamente por un médico veterinario.

¿Qué es la regurgitación?

Muchos adoptantes confunden la regurgitación con el vómito, pero no es lo mismo.

La regurgitación es cuando el contenido del estómago va del esófago a la boca. Puede darse por diversas causas, pero también puede ser heredada. 

Cuando ocurre la regurgitación, se puede corregir en la mayoría de las veces. Muchas veces basta con una dieta diferente y la medicación que el veterinario indique.

Síntomas de la regurgitación en los perros:

  • Mal aliento.
  • Vómito.
  • Mucho apetito.
  • Fiebre.
  • Letargo.
  • Tos.
  • Pérdida de peso.
  • Manifiesta alguna dificultad para tragar.

Razas más propensas a la regurgitación

Cualquier perro puede tenerla, pero hay algunas razas más propensas que otras:

  • Pastor Alemán.
  • Fox Terrier.
  • Gran Danés.
  • Labrador Retriever.
  • Terranova, entre otros.

Diferencia entre el vómito y la regurgitación

El vómito es un trastorno gastrointestinal donde lo que está en el estómago se expulsa bruscamente. El vómito va acompañado de arcadas y de náuseas. 

En cambio, la regurgitación es un proceso más pasivo, donde lo que se expulsa no llega al estómago, sino que el órgano que se afecta es el esófago. Sin esfuerzo.

Por ello, si el perro expulsa comida o pienso, lo más seguro es que se trate de regurgitación.

Consejos para prevenir el vómito en los perros

Muchas veces los adoptantes no logran prevenir que el vómito aparezca en sus mascotas, pero hay algunas causas que sí se pueden manejar, si se siguen los siguientes consejos. 

  • Evitar hacer cambios en la dieta del perro de forma repentina. Si se va a hacer algún cambio, es recomendable que se haga poco a poco. 
  • Alejar juguetes pequeños u otros objetos que el perro pueda destruir y tragar. 
  • Evitar los huesos debido a que pueden romperse y ser afilados. 
  • Es importante no olvidar que hay algunos alimentos que son peligrosos para los perros: uvas, pasas, chocolate, ajo, cebolla, entre otros. 
  • Evita que el perro tenga acceso a la basura. 

1 comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.